Publicado en evaluación

EVALUACIÓN FORMATIVA

El enfoque actual de la evaluación escolar es la evaluación formativa que se distingue de aquella de carácter excluyente y unidireccional que “promueve la competencia y no educa para la paz” (La educación prohibida).

La evaluación formativa se entiende como un proceso de comunicación entre docentes y estudiantes sobre las metas, estrategias y recursos de aprendizaje propuestos. Asimismo, es un proceso de reflexión crítica del docente sobre su propia práctica. Todo ello con el objetivo de saber cómo va el proceso de enseñanza aprendizaje, y si es necesario adoptar cambios de estrategias y de metas. En suma, la evaluación formativa busca mejorar el desempeño de los estudiantes y de los docentes.

Seguidamente, se compara algunas características deseables de la evaluación formativa con aquellas que no lo son.

grafico2-evaluac-formativa

Este tema es de tan gran importancia que se podría decir que la forma como se lleva a cabo la evaluación revela la concepción de escuela que se tiene, y el estilo de la propia práctica docente.

Bibliografía para ampliar el tema:

Guía de evaluación formativa. http://www.evaluacionformativa.cl/wp-content/uploads/2016/06/Gu%C3%ADa_Evaluaci%C3%B3n_Formativa.pdf

Evaluación de los resultados del aprendizaje. http://www.ibe.unesco.org/fileadmin/user_upload/HIV_and_AIDS/publications/Outil_7_SP.pdf

Anuncios
Publicado en Estudiantes, Políticas educativas

FACTORES ASOCIADOS AL APRENDIZAJE

El informe de la Unesco Factores asociados al logro cognitivo de los estudiantes de América Latina y El Caribe (2010) analiza precisamente los factores que intervienen en el logro de los aprendizajes. Para ello, analiza el contexto, los recursos y los procesos, con el propósito de definir los retos de la educación en la región, y de orientar las decisiones en materia de política educativa. A su vez, estos factores se refieren a la situación de la escuela y del estudiante (ver gráficos 1 y 2).

 

Factores_de_la_escuela_asociados_al_aprendizaje.jpg

 

Factores_del_estudiante_asociados_al_aprendizaje.jpg

Los resultados del estudio señalan que el contexto social, económico y cultural es el factor de mayor influencia, seguido de los procesos: clima escolar, gestión del director, satisfacción y desempeño docente.  Los recursos presentan un menor grado de influencia, puesto que los aprendizajes dependen del uso que se les dé.

Se esclarece entonces, que el mayor reto que se impone a los creadores de políticas educativas, sociales y económicas es la reducción de la brecha socioeconómica que afecta el derecho a la educación de calidad, y que aun persiste en los países de la región.

Publicado en evaluación

ECE 2014 PERÚ: HEMOS MEJORADO

ece-2014
Fuente: Unidad de Medición de la Calidad. Minedu Perú

Lilia Calderón Almerco

Con respecto al 2013, los resultados de la ECE 2014 (Evaluación Censal de Estudiantes 2014) son alentadores. Se destacan Moquegua y Tacna, tanto en Comprensión lectora como en Matemática, en contraste con los bajos resultados de Huánuco, Ucayali y Loreto.

Insisto en las condiciones para aprender que debe brindar la escuela, comenzando por una  infraestructura digna, mobiliario en buen estado, higiene y ornato en todos los ambientes. Al respecto, el análisis de los resultados SERCE[1] de Duarte (2011) señala que

El análisis de las relaciones entre infraestructura escolar y resultados académicos en las pruebas de SERCE indica que los factores que están más alta y significativamente asociados con los aprendizajes son: la presencia de espacios de apoyo a la docencia (bibliotecas, laboratorios de ciencias y salas de computo); la conexión a servicios públicos de electricidad y telefonía; y la existencia de agua potable, desagüe y baños en número adecuado”.

Así, se sugiere a los países de la región que inviertan más en mejorar la infraestructura de las escuelas públicas, sobre todo las rurales. Al parecer, en nuestro país se están haciendo esfuerzos en este rubro, pero aun nos falta mucho.

Descargar aquí el estudio de Duarte.

[1] Segundo Estudio Regional Comparativo y Explicativo 2005-2006

Publicado en Sociedad

SI MEJORA LA GESTIÓN… ¿MEJORA EL APRENDIZAJE?

Foto de Diario oficial El Peruano 27/02/2012

Por: Lilia Calderón A.

Para CEPAL-UNESCO (2005) la gestión escolar se articula en base a tres aspectos primordiales:

  • procesos de enseñanza y aprendizaje
  • participación de los actores
  • estructura y funcionamiento de las escuelas

En general, los estudiosos coinciden en que el propósito de una buena gestión  es que los estudiantes aprendan. Aparentemente en el Perú, las autoridades del sector están haciendo esfuerzos por mejorar la gestión educativa en los tres aspectos antes mencionados. Sin embargo, se sabe que la cultura escolar y el contexto social inciden significativamente en la gestión (CEPAL-UNESCO, 2005) y, por tanto, en los aprendizajes. Luego,  es probable que hechos recientes como la huelga del SUTEP, el incendio en el almacén del Ministerio, el director encontrado ebrio en la escuela, el sobreprecio de los libros escolares, la corrupción en la reconstrucción de los colegios emblemáticos, la exaltación de estos problemas a cargo de los medios de comunicación y otros, impacten perjudicialmente en los estudiantes y también en los padres de familia.

A pesar de todo, hay confianza en el sistema educativo. Es por ello que los padres matricularon a sus  hijos y gastaron todo lo que tuvieron que gastar para ello, y los estudiantes están asistiendo a la escuela. Si aprenden o no también dependerá de la sociedad que muy poco asume su rol de sociedad educadora.

Para leer más sobre el tema:

Invertir mejor para invertir más: financiamiento y gestión de la educación en América latina y el Caribe

La gestión escolar en el marco de la autonomía: una mirada desde el cotidiano a cinco instituciones educativas estatales de Lima

Antología de gestión escolar

Publicado en evaluación, Gestión educativa, Políticas educativas

HABLANDO DE ESTÁNDARES EDUCATIVOS

El pasado 4 de noviembre se realizó en Lima, el foro “El desafío es que los estudiantes aprendan: Estándares para una educación de calidad para todos” organizado por el Ministerio de Educación, el Instituto Peruano de Evaluación, Acreditación y Certificación de la Educación Básica (Ipeba) y el Consejo Nacional de Educación.

A propósito, el término estándar tiene su origen en los procesos de producción industrial y se introduce en el campo educativo en los años 80 e inicios de los 90 con el surgimiento del movimiento de estándares educativos en los países sajones; sin embargo, es en Estados Unidos donde este movimiento cobró verdadero impulso (OEI).

Se define como estándares educativos a los criterios claros y medibles que permiten conocer lo que deben aprender los estudiantes; así mismo, estos criterios establecen el punto de referencia de lo que están en capacidad de saber y saber hacer, en cada una de las áreas y niveles. También se entiende como estándares a las  metas de aprendizaje que deberán ser logradas por todos los estudiantes del sistema, independientemente de su estatus socioeconómico o ámbito cultural de pertenencia. Se espera que los estándares estén explicitados y se deriven de los propios diseños curriculares (Casassus, 1997; Ravitch, 1996, Toranzos, 2007).

Luego, la búsqueda de estándares significa la búsqueda de criterios o parámetros respecto de los cuales se ha de realizar el análisis comparativo y emitir un juicio de valor sobre los resultados educativos, lo cual supone precisiones en el concepto de calidad educativa. Lo más relevante de la formulación de estándares es que éstos se conviertan en criterios legítimos, es decir que sean reconocidos por todos los actores educativos y por toda la sociedad. En nuestro país tienen a cargo estas funciones el IPEBA  y el SINEACE; no obstante, ello requiere vigilancia y demanda permanentes por mayores niveles de calidad educativa, de parte de los ciudadanos.

Les invito a buscar más información sobre el tema en:     http://www.oei.es/calidad2/toranzos2.htm

http://www.oei.es/calidad2/ravitch.pdf

Publicado en Estudiantes, evaluación

A la fecha ¿Han cambiado los resultados de ECE 2008?

foto_bol_evalx_censalEl 19 de agosto de este año, unos 7000 escolares de nuestro país rindieron la evaluación PISA 2009 y aún estamos a la espera de los resultados. A propósito de ello, el 12 y 13 de noviembre del año pasado el Ministerio de Educación realizó la Evaluación Censal de Estudiantes (ECE) 2008 a los niños de 2º de primara a nivel nacional. El objetivo fue conocer el nivel de logro alcanzado en las competencias de Comprensión de textos escritos y Lógico matemática.

También fueron evaluados en su propia lengua, y en castellano como segunda lengua, los niños de 4º de Primaria de las escuelas del interior del país que cuentan con el Programa de Educación Intercultural Bilingüe (EIB).

Considero importante llamar atención sobre los resultados obtenidos: en comprensión lectora, un 30% de estudiantes está por debajo del nivel 1 y el 53,1% en el nivel 1, mientras que sólo un 16,9% alcanza el nivel 2. Y en lógico matemática, el 54,7% se halla por debajo del nivel 1, el 35,9% en el nivel 1 y sólo un 9,4% alcanza el nivel 2.

Si se toma en cuenta que en el nivel 1 se ubican los estudiantes que están en proceso del logro esperado, es evidente que la gran mayoría de los escolares peruanos carece de las competencias antes mencionadas. Cabe preguntarnos si después de diez meses de ECE 2008 ¿Algo ha cambiado?

Pueden enterarse más sobre el tema siguiendo este enlace: http://www2.minedu.gob.pe/umc/index2.php?v_codigo=229&v_plantilla=R

Lilia Calderón 17/10/09

Resultados a nivel nacional

Comprensión de textos – 2º grado de Primaria

Datos tomados de la UMC del Ministerio de Educación

Logro

ECE – 2008

ECE – 2007

Diferencia

%

%

%

Nivel 2

16,9

15,9

1,0

Nivel 1

53,1

54,3

-1,2

< Nivel 1

30,0

29,8

0,2
Publicado en Gestión educativa, Políticas educativas

¿EN QUÉ SIGLO VIVE LA ESCUELA?

Fuente: Monereo Font, C. y Pozo Municio, J. (2001). ¿En qué siglo vive la escuela? Periódico digital de Formación Educativa, 19 (670). Consultado el 18 de marzo de 2009 en: http://comunidad-escolar.pntic.mec.es/670/triburev.html

(…) Frente al empuje creciente en nuestra sociedad de la lógica economicista, la escuela deberá conservar entre sus metas formativas una visión amplia, humanista, según la cual su función no será la de formar  trabajadores,  mano de obra, sino personas; y tendrá que ser consciente de que en el futuro esas personas tendrán cada vez más horas de ocio, de autoformación, de tiempo dedicado a sí mismas. Así pues, en la escuela no debe primar la idea de brindar conocimientos útiles para acceder al mercado de trabajo, sino para vivir. En este sentido, resulta significativo y paradójico al mismo tiempo que la institución que recibe una mayor presión laboral sea la universidad, un espacio en el que supuestamente el conocimiento debería constituirse en un fin en sí mismo. La mejor apuesta –en la escuela y en el ámbito universitario- debería ser una vez más el dotar a los alumnos y alumnas de las competencias necesarias para acceder a las culturas simbólicas (literarias, artísticas, científicas) que caracterizan a nuestra sociedad posindustrial, posmoderna, en la que los bienes más preciados –la riqueza cultural, pero también económica- no están ligados a la producción de bienes materiales, sino de símbolos y sistemas que permiten manipularlos y transportarlos (por ejemplo, las famosas tecnologías de la información y la comunicación).

En este contexto, no se tratará ya sólo de atender la diversidad entre el alumnado, sino también “dentro de cada alumno”, haciendo que los espacios educativos desarrollen en diverso grado competencias distintas entre los alumnos y alumnas, haciéndoles más capaces no tanto ante el mercado laboral, sino y, sobre todo, más plenos y autónomos en su desarrollo personal, lo que sin duda facilitará también su éxito profesional.

De esta forma, los espacios de ocio o trabajo deberán ser más fluidos, del mismo modo que sucederá con la educación formal e informal. Sin duda, en los próximos años vamos a contemplar una intensa redefinición de la función de la escuela, de la necesidad de presencialidad en los centros educativos, del tipo de interacciones (profesor-alumnado) que es preciso potenciar, de la inserción en los espacios escolares de otras formas de educación que ahora se consideran extracurriculares (voluntariados, ONGS, actividades extraescolares), de las características que deberán tener los materiales que se van a utilizar, de los instrumentos más indicados para llevar a cabo una evaluación que sea al mismo tiempo rigurosa y ajustada a los diferentes colectivos, etc.

Frente a todos estos retos que acabamos de esbozar, caben al menos dos soluciones curriculares que, en todo caso, nos parecen compatibles:

-La necesidad de efectuar una selección mucho más estricta y restrictiva de los contenidos que deberá aprender el alumnado, Se deberá optar por aquellos que tengan una naturaleza más inclusiva, interdisciplinar y presumiblemente, más permanente e invariable. Algunos autores han mencionado en este sentido el interés que supondría introducir una suerte de meta conceptos (por ejemplo, “sistema”, “interacción”, “representación”) que actuarían como ejes transversales entre las distintas disciplinas.

-La conveniencia de enfatizar aquellos contenidos que favorezcan el aprendizaje continuado de nuevos conocimientos, es decir, que mejor respondan al viejo desideratum de “aprender a aprender”. Nos estamos refiriendo al conjunto de habilidades, procedimientos y estrategias de aprendizaje que garanticen que el hecho de aprender no se detenga; competencias que permitan a cualquier ser humano adaptarse a situaciones cambiantes y sobrevivir en cualquier contexto social.

Desde nuestro punto de vista, estas competencias podrían agruparse en una serie de bloques que aquí presentamos en forma de decálogo para facilitar su tratamiento, y que van a desarrollarse a lo largo de este monográfico.
Se busca, en definitiva, un estudiante que responda al siguiente perfil: alguien flexible, estratégico y empático. ¿Es ése el tipo de persona que estamos formando en nuestras escuelas?

¿Qué opinas de este artículo?  Te animo a escribir tu comentario.